facebook icointagram icotwitter icomensaje ico

Vinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.x

Espacios de oficinas y vida urbana

Autor:

Han sido poco más de 4 años desde que los proyectos verticales comenzaron a tomar un auge muy fuerte en Guatemala. Tan solo entre 2017 y 2018 se aprobaron más de 80 licencias de construcción y los edificios con unidades habitacionales, proyectos de uso mixto y sobre todo los espacios de oficinas, se convirtieron en los protagonistas. 

Lo más importante ahora es garantizar la calidad de vida y productividad del usuario en cada una de sus actividades diarias, por lo que crear ambiente que incluya los elementos necesarios para que se pueda desarrollar, se ha convertido en un factor crucial. Revista Planos y Estilos conversó con Juan Carlos Salazar, quien cuenta con más de 20 años de experiencia en el mercado inmobiliario y desarrollo de proyectos habitacionales, uso mixto y oficinas. “Comencé como valuador y formé mi empresa que estuvo en el mercado por más de 15 años, en la que hicimos una importante labor, especialmente para la banca. Luego fundamos URBOP, una desarrolladora de proyectos que busca generar modelos que contribuyan al entorno y se conviertan en una base para generar comunidades.” 

A criterio de este experto, “por muchos años se ha creído que las ciudades se miden por su tamaño, lo elegante de sus bulevares, la calidad de su arquitectura o por el alto de sus edificios. Lo cierto es que hemos dejado a un lado la razón más importante: la vida que se da en ella. Para tener una ciudad con más vida urbana necesitamos crear comunidades sostenibles,  comunidades en donde cada individuo otorga un valioso aporte al entorno, a la economía y a sus vecinos. Nos encanta el espacio público como destino, en donde los ciudadanos compartimos la ciudad y le damos vida.” 

Al hablar de espacios de oficinas, Juan Carlos considera que ha habido un cambio cultural en cuanto a la disciplina de trabajo. “Ahora ya no manda el reloj, manda la productividad y por ello la comunicación, la colaboración interdisciplinaria, los espacios abiertos y la sinergia entre los miembros del equipo, garantizan el cumplimiento de las metas y objetivos dentro de una empresa.” 

También habla de una sobreoferta de oficinas en la ciudad de Guatemala. “Sin duda, nos encontramos en ese escenario, pero considero que ira evolucionando y cambiando con el tiempo, conforme cambien también las necesidades de los empresarios. Debemos tomar en cuenta que el mercado de oficinas se desarrolla a partir de oficinas tipo A o B, pero que por la edad o poco mantenimiento de las edificaciones, dejan de ser una opción para los empresarios que, en muchos casos, muestran su preferencia hacia los nuevos proyectos que se adaptan de mejor forma a sus necesidades y las de sus empresas. En Guatemala existen muchos edificios de oficinas que tienen mucho tiempo de existir, por lo que esa sobreoferta en algún momento se reducirá, pues las empresas comenzarán a buscar estas nuevas opciones.” 

Por lo anterior, considera importante desarrollar proyectos verdaderamente innovadores y únicos que tengan un factor diferenciador y permitan al usuario, no solo desarrollarse en su espacio de trabajo, sino poder y pertenecer a una comunidad y disfrutar de ella. “Es clave analizar las zonas o lugares en los que vamos a comenzar un proyecto, pues el objetivo principal es crear espacios de desarrollo e interacción. Es muy importante que en el área que elijamos haya acceso a transporte público, espacios peatonales, acceso a áreas comerciales, de comida y recreación; de esta manera estamos aportando a cada aspecto de la vida de los trabajadores y la empresa va a mantener un crecimiento positivo porque su equipo tiene todas las herramientas y ambientes necesarios para desarrollarse de la mejor manera.” 

 

“Debemos trabajar en proyectos urbanos que se adapten a la ciudad y contribuir a que se generen experiencias y comunidades. Debemos tener siempre presente que lo importante siempre será la persona.” 

Fuente: Juan Carlos Salazar

Director Urbop